Mont BlancUna nueva edición del Ultrarail del Mont Blanc se corrió este fin de semana (29 al 31 de Agosto) en la montaña del mismo nombre, en la cual tuvieron destacada participación algunos corredores chilenos.

El francés François d’Haene pasará a la historia como el ganador del The North Face Ultratrail del Mont Blanc 2014 (UTMB), pero la carrera será recordada por los aficionados al trailrunning por el conmovedor gesto de Iker Karrera y Tòfol Castanyer.

Tras correr juntos durante los 170 kilómetros de la prueba, los compañeros de equipo del Salomon Santiveri Outdoor Team renunciaron a disputar la segunda posición y entraron juntos en la meta cogidos de la mano, completando así un espectacular triplete de la marca francesa.

Los tres corredores del Salomon lideraron la prueba durante el principio y avanzaron juntos hasta el kilómetro 110, relevándose durante unas primeras horas marcadas por la lluvia y durante las siguientes, en las que se hizo de noche y la soledad y la oscuridad se abatieron sobre los participantes. Solo el español Luis Alberto Hernando les pudo seguir el ritmo, pero hacia el kilómetro 60 empezó a tener problemas de estómago y se acabó retirando.

Por detrás se iban sucediendo las bajas, como las del francés Fabien Antolinos, por severas llagas en los pies, o Timothy Olson, mientras que corredores como Anton Krupicka llegaban a situarse cuartos, pero también acusaba problemes intestinales que le obligaron a parar en Trient. Krupicka, eso sí, quiso acabar por primera vez una UTMB, aunque fuera llegando muy rezagado a la meta en la posición 46.

En total, seis deportistas representaron a Chile en esta exigente competencia de 168,7 Kms; que recorre Francia, Italia y Suiza por Los Alpes. Los representantes criollos en esta prueba fueron Harold Won Ponce, Matías Bull, Benito Rojas, Jerónimo Rojas, Claudio Davico y Sebastián Domínguez.

El chileno mejor ubicado fue Claudio Davico, que con más de 50 años cronometró 30:13:47 Hrs, ocupando el 116 lugar de la general y 5° lugar en su categoría (50-59). Sólo 4 chilenos lograron terminar la competencia.

En el capítulo femenino la carrera fue, como se preveía, un mano a mano entre la norteamericana Rory Bosio y la catalana Núria Picas, primera y segunda en el 2013 respectivamente. La corredora del equipo Buff lideró el primer tercio de la carrera, pero sufrió algunos problemas físicos que la hicieron preocuparse seriamente.

Bosio, que fue de menos a más, ya llegó por delante de ella en Courmayeur (km. 77) y paulatinamente fue ampliando su ventaja hasta imponerse con comodidad en 23h23’20”.